Estás en: Inicio > Citoplasma > Vacuolas
 
General
Páginas más visitadas
Elergonomista
Objetivos
Contenido
Historia de la Biología
El origen de la vida
Diversidad de los seres vivos
Mecanismos de la evolución
Conducta
Ecología
Genética
Histología animal
Tejido hemático  
Citoplasma



Vacuolas

 

Uno de los componentes más visibles e importantes en las células vegetales. En ocasiones puede llegar a ocupar la mayor parte del volumen de la célula. Las células maduras de las plantas terrestres y hongos presentan una o varias vacuolas. Por el contrario las células meristemáticas jóvenes y las animales carecen de ellas.

El estudio de las vacuolas comenzo en la mitad del siglo pasado pero hasta el descubrimiento del microscopio electrónico no se pudo conocer la estructura de las vacuolas. Parece ser que las vacuolas son una forma especializada de las membranas del reticulo endoplasmático, produciendose unas vesículas al nivel de las cisternas del retículo endoplasmático en sus extremos. Cuando alcanzan un determinado tamaño las vesículas se separan de las cisternas y se agrupan entre ellas y así llega a formar la gran vacuola de las células. Las vacuolas van a contener: sales, ácidos y proteinas solubles.

Los colores de los pétalos de las flores y los colores de otras zonas de la planta, son debidas al acúmulo específico en el interior de estas vacuolas de distintos tipos de pigmentos. A parte de esto es necesario que existan unas proteinas específicas y de enzimas.

Algunos protozoos de agua dulce van a presentar vacuolas al igual que algunas células reproductoras de algas y algunos honos, presentan unas vacuolas que intervienen en la eliminación del exceso de agua que hay en el citoplasma celular. Al principio son pequeñas vacuolas que van aumentando de tamaño y en un momento dado se fusionan formando una vacuola de gran tamaño la cual libera al exterior el contenido, son las vacuolas contractiles. Tanto en los protozoos como en otras células que ingieren sustancias sólidas por fagocitosis se van a formar vacuolas alimenticias o nutritivas.

Es posible que sean los lisosomas los que aporten los alimentos del interior de las vacuolas, es decir el fagosoma sería una vacuola digestiva. Podemos encontrarnos también con este tipo de vacuolas después de un proceso de pignocitosis. Estos dos tipos de vacuolas las de la fagocitosis y pignocitosis se van a diferenciar de las demás en que ambas vacuolas proceden de la membrana plasmática pero no del retículo endoplasmático como las otras.

hay otros tipos de vacuolas: vacuolas nucleolares, que se encuentran en el nucleolo o vacuolas gaseosas.

En los organismos procariotas las vacuolas se suelen observar con poca frecuencia pero existe una serie de seres procariotas que van a tener en su interior vacuolas gaseosas. Estos se pueden formar en la procariota o bien como respuesta a un determinado estímulo. Una de las características de estas vacuolas es que tienen una membrana formada exclusivamente por proteínas.

©2005 Elergonomista.com