Estás en: Inicio > Los sindicatos en la organización empresarial > El sindicato en la organización
 
General
Top descargas
Elergonomista
Objetivos
Contenido
Estadística
Imágenes
Notas técnicas
Carga física
Carga psíquica
Condiciones ambientales
Organización empresarial
Normativa comunitaria
Normativa extracomunitaria
Formación
Utilidades
Contactar
Enlaces
Galería multimedia
Suscripciones
Jurisprudencia
Servicios de Prevención
Foro
Software

El sindicato en la organización

SINDICATO, se define como una agrupación de personas que lucharán por la
Justicia social y por los intereses de la clase trabajadora y SINDICALISMO, como la lucha por la misma justicia y por los mismos intereses. El sindicato, podemos afirmar, que es una organización social puesta al servicio de los trabajadores e indirectamente de la sociedad.
Sindicato, concepto:
Son todas aquellas organizaciones que están reguladas por las disposiciones del Libro III del Código del trabajo.
Los trabajadores del sector privado y de las empresas del Estado, cualquiera sea su naturaleza jurídica tiene el derecho de constituir, sin autorización previa, las organizaciones sindicales que estimen convenientes.
El concepto de sindicato debe basarse en principios y normas fundamentales, los cuales se insertan en un marco jurídico preexistente y de a más alta jerarquía. Su análisis al igual que su regulación tienen que se elaborados conforme a la citada normativa.
Nuestro derecho positivo, nos da una definición tanto a nivel constitucional, como legal, del concepto de sindicato, así el artículo 60 constitucional señala que, tanto los patronos como los trabajadores podrán sindicalizarse libremente, con el fin exclusivo de obtener y conservar beneficios económicos, sociales o profesionales. Y el artículo 339 del Código Laboral, nos define que: sindicato es toda asociación permanente de trabajadores de patronos o de personas de profesión u oficio independiente, constituidos exclusivamente para el estudio, mejoramiento y protección de sus respectivos intereses económicos y sociales comunes.
De la definición contenida en nuestro ordenamiento jurídico, sobre el concepto de SINDICATO, se pueden extraer varias características, entre ellas que tengan como finalidad la defensa de los intereses gremiales y en segundo lugar, que sea de carácter permanente. Es decir, no se puede fundar un sindicato con carácter temporal, este aspecto de permanencia lo diferencia de otro tipo de agrupaciones, que también tienen por finalidad la defensa de los intereses profesionales en el campo laboral. Entonces tenemos, que el SINDICATO es una organización gremial de carácter permanente, integrada por personas que trabajan por cuenta ajena, que tienen por finalidad la representación de sus afiliados y defensa de sus intereses económicos, sociales, etc., ante la comunidad nacional o internacional que requieran de su representación o apersonamiento.
Objetivos de un sindicato en la empresa
Los trabajadores al forjar la un sindicato pretenden alcanzar los siguientes objetivos:

  • Representar a los trabajadores en el ejercicio de los derechos emanados de los contratos individuales de trabajo, cuando sean requeridos por los asociados.
  • Velar por el cumplimiento de las leyes del trabajo o de la seguridad social, denunciar sus infracciones ante las autoridades administrativas o judiciales, actuar como parte en los juicios o reclamaciones a que den lugar la aplicación de multas u otras sanciones.
  • Actuar como parte en los juicios o reclamaciones, de carácter judicial o administrativo, que tengan por objeto denunciar prácticas desleales.
  • Prestar ayuda a sus asociados y promover la cooperación mutua entre los mismos, estimular su convivencia humana e integral y proporcionarles recreación.
  • Promover la educación gremial, técnica y general de sus asociados
  • Canalizar inquietudes y necesidades de integración respecto de la empresa y su trabajo.
  • Propender al mejoramiento de sistemas de prevención de riesgos de accidentes del trabajo y enfermedades profesionales.
  • Constituir, concurrir a la constitución o asociarse a instituciones de carácter provisional o de salud, cualquiera sea su naturaleza jurídica y participar en ellas.
  • Constituir, concurrir a la constitución o asociarse a mutualidades, fondos u otros servicios y participar en ellos. Estos servicios pueden consistir en asesorías técnicas, jurídicas, educacionales, culturales, de promoción socio-económicas y otras;
  • Propender al mejoramiento del nivel de empleo y participar en funciones de colocación de trabajadores
  • En general, realizar todas aquellas actividades contempladas en los estatutos y que no estuvieren prohibidas por ley.

El rol de los sindicatos dentro de la organización. Los sindicatos han efectuado tradicionalmente tres papeles principales con los empleadores individuales, asociaciones de negocios, el Estado y el público en general.
El rol económico: de facilitar la producción y asegurar una distribución equitativa del valor agregado. Esto ha sido logrado mayormente a través de la negociación colectiva y las negociaciones a nivel empresarial, nivel sector industrial o nacional.

El papel democrático y representativo: de proveer voz e identidad del trabajo en el centro de trabajo y en la sociedad en general. Esto incluye:
a) trabajadores representantes en procedimientos de quejas individuales;
b) dar voz a las opiniones laborales sobre políticas económicas y sociales en todos los niveles, incluyendo empresas; y,
c) promover la cooperación entre el capital y el trabajo con una visión de asegurar empleo, condiciones mejores de trabajo y estándares de vida consistentes con un crecimiento sostenible.

El rol social:  minimizar el riesgo de exclusión en una sociedad industrial por:
(a) promover solidaridad entre los trabajadores en los diferentes sectores y grupos ocupacionales;
(b) proveer servicios especiales a los miembros del sindicato; y
(c) servir como ancla para los movimientos de amplia base que comparten valores y metas similares.


©2004 Elergonomista.com